APROCOR 2

Please follow and like us:

La Fundación Aprocor está compuesta de personas que cuidan de personas. Esta entidad, asociada a Down España –partner de OMO Project-, persigue que las personas con discapacidad intelectual tengan una vida plena alcanzando el mayor grado de autonomía posible, una autonomía cuyo último estadio de consecución es la incorporación en el mercado laboral. Hablamos con el departamento de inserción laboral de Aprocor para que nos cuente cómo se desarrolla en su caso el proceso de búsqueda de empleo de las personas con discapacidad intelectual. Pasen y lean.

¿Cuáles son los pasos a seguir cuando una persona se pone en contacto con la asociación para ser incluida en un programa de inserción laboral.

Las personas contactan con el servicio y tenemos una primera entrevista, se invita a la persona durante una semana a visitar el SIL. Durante ese tiempo puede usar todos los servicios, después decide si quedarse o no.

 Una de las principales dificultades a las que nos enfrentamos es sensibilizar adecuadamente a las empresas para que tengan una imagen verdadera de las capacidades de las personas para ocupar un puesto laboral

¿Cuáles son las principales dificultades a las que los técnicos de empleo os enfrentáis durante el proceso de inserción de una persona con discapacidad intelectual?

Una de nuestros hándicaps es la prospección, tenemos poco tiempo y poca formación en estos aspectos. También sensibilizar adecuadamente a las empresas para que tengan una imagen verdadera de las capacidades de las personas para ocupar un puesto laboral.

Otro obstáculo es ajustar horarios y tiempos, las PDI suelen planificar su ocio los fines de semana, si hay empleos para esos momentos trastocan su vida.

Nosotros trabajamos en todas las dimensiones de calidad de vida.

 

Cuando alguien que pensaba que nunca trabajaría,  lo hace, es un gran subidón para todo su entorno

 

¿Y cuáles son las principales satisfacciones?

La principal es que la persona que quiere trabajar encuentre el trabajo para el que se había preparado.

Hemos tenido personas que no tenían ninguna intención de trabajar y que viendo a sus compañer@s y haciendo cursos y prácticas, han evolucionado y han creado esa ilusión, esa necesidad.

También cuando hay en el servicio personas con muchas necesidades de apoyo, por ejemplo en la conducta, y es en el puesto de trabajo donde se trabajan mejor esas conductas y donde se ven cambios muy significativos. Cuando alguien que pensaba que nunca trabajaría,  lo hace, es un gran subidón para todo su entorno.

 

El reto mayor es ser uno más en la empresa, la inclusión de la persona es lo más difícil. En eso solo vale la concienciación de los trabajadores y la apuesta porque sea un trabajador más, con los apoyos que necesita

 

¿Cuáles son los principales retos de las personas con discapacidad intelectual a la hora de incorporarse a una plantilla de trabajo?

El reto mayor es ser uno más en la empresa, la inclusión de la persona es lo más difícil. En eso solo vale la concienciación de los trabajadores y la apuesta porque sea un trabajador más, con los apoyos que necesita, pero un trabajador más. Que la persona comparta otros espacios con los compañeros (cenas de empresa, desayuno, equipos, etc).

 Faltan todavía muchos cambios en los RRHH de las empresas para incluir la diversidad, todavía más con la discapacidad intelectual

 

¿Cómo ha evolucionado la percepción social de la discapacidad intelectual en el ámbito de trabajo en los últimos años?

Hay evolución, pero lenta. Creo que faltan todavía muchos cambios en los RRHH de las empresas para incluir la diversidad, todavía más con la discapacidad intelectual. Para que haya grandes cambios hace falta que las personas también puedan formarse en perfiles más cualificados, hasta ahora son los menos cualificados los que más abundan.

Esto necesita repensar también la educación, que dé acceso a todas las personas y que cuenten con los apoyos necesarios. Y por supuesto políticas que fomenten la contratación y que el cumplimiento de la ley sea más estricto.

 

La mejor apuesta es implicar a muchos sectores y hacer visible la normalidad de las personas en sus puestos de trabajo

 

¿Cómo OMO Project favorece la inclusión laboral de personas con discapacidad?

Creo que la mejor apuesta es implicar a muchos sectores y hacer visible la normalidad de las personas en sus puestos de trabajo.

Vender más normalidad que exclusividad o que situaciones puntuales.